martes, 3 de mayo de 2011

annyonghi kaseyo

Hoy me enteré que uno de mis blogs favoritos se termina. Falacia en mi cabeza fue encontrado por coincidencia, debido que a alguien le recordaba a mí. La sensación de desasosiego me invadió de extraña manera al leer su última entrada. Respeto mucho que por medio de blogger externen sus sentimientos sin importar quién pueda leerlos, yo he intentado hacer lo mismo en varias ocasiones por este medio pero me ha resultado muy difícil.

Desde el inicio de mi blog, una de las razones principales de este experimento fue comenzar a mostrar lo que escribo sin pena alguna. Sin la sensación de ser juzga por lo que soy y que quienes me lean se sientan (de alguna forma) reconfortados o identificados. Después de darle la vuelta por meses, decidí utilizar el blog como archivero personal.

Sin embargo, la vida me ha llevado por otros caminos, dejando de lado el verdadero motivo por el que abrí este blog. Tal vez sea bueno, tal vez no, pero cual sea la ruta que decida continuar (que espero también sea para Solera) es porque nos esperan experiencias mejores.

No hay comentarios: