martes, 27 de julio de 2010

ODA A LA COCA COLA


Señora oscura dulce y cruel,
Te adueñas de mis pensamientos cual gran señora.
Lucha fútil aquella de olvidarte
Cuanto daño ya me has hecho!
Y yo no dejo de añorarte.

Repugnarme debiera
Cada beso de tus labios fríos y desdeñosos.
Pero mi mente no imagina tormentos más deliciosos.
Triste, obscena y dulce agonía de amarle.
Si, le adoro. Aunque debería de odiarle.

ADRIANA ALDAPE

No hay comentarios: